Latina Health Project

About Osteoporosis

Diagnóstico

Años atrás los médicos diagnosticaban la osteoporosis por sus síntomas visibles (pérdida de peso, cifosis, complexión disminuida) y sobre todo por fracturas óseas. A las personas mayores, especialmente a las mujeres, que sufren fracturas óseas a menudo se les diagnostica osteoporosis.

Esto ha cambiado con la llegada de las técnicas de radiología modernas. En particular la  Absorciometría de rayos X de Energía Dual (DEXA) se ha convertido hoy en el elemento más importante para el diagnóstico de la osteoporosis. La densitometría DEXA mide la densidad de los huesos. Claro que la fortaleza de los huesos va más allá de su densidad, pero la densitometría DEXA al ser un método muy rápido y no invasivo se ha convertido en el método dominante.

De hecho la misma definición de osteoporosis se ha cambiado para hacer de la densidad ósea el factor principal. Aunque la palabra osteoporosis se usó por primera vez en Francia en el siglo XIX y se importó al idioma inglés a principios del siglo XX, no hubo un consenso en el criterio de diagnóstico de la osteoporosis hasta 1993. El proceso de diagnóstico produce una medición  de la densidad ósea y lo compara con un estándar. Si la densidad es demasiado baja se diagnostica osteoporosis. Por supuesto es un médico quien debe hacer tal diagnóstico, pero en este momento es el resultado de la densitometría DEXA el factor dominante en la mayoría de los diagnósticos.

La correlación entre la densidad ósea y la fortaleza del hueso es grande y la masa ósea se estima que significa alrededor del 80% de la fortaleza ósea. Las otras componentes que influyen en la fortaleza ósea son la microarquitectura, y las fracturas, que son sin duda una llamada de aviso y que pueden llevar a un diagnóstico de osteoporosis incluso aunque la densidad ósea no esté en valores peligrosos.

La densidad ósea de referencia procede de un muestreo de densidades óseas de individuos de 30 años. Se recogen los datos en dos grupos distintos, mujeres y hombres. Se desarrolla una distribución de densidades y un perfil estadístico. La distribución tiene una desviación estándar (una estadística sobre el conjunto de datos). La medición de la densidad ósea que se le hace a un paciente se compara con esta distribución a esta densidad se le asigna un T-score (puntuación-T). El T-score es el número de desviaciones estándar respecto a la media. A una densidad ósea con valor 1.2 desviaciones estándar sobre la media le corresponde un T-score 1.2. A un valor de 0.4 desviaciones estándar por debajo de la media le corresponde un T-score -0.4.

Las densitometrías óseas en ocasiones informan de un Z-score (puntuación-Z). Este es el número de desviaciones estándar respecto a la media de un conjunto de referencia tomado de personas de la misma edad del paciente. El T-score, por contra, compara la densidad ósea del paciente, sin importar su edad, con la distribución de densidades óseas de individuos de 30 años de edad.

Actualmente se acepta mayoritariamente que un T-score por debajo de -2.5 es un signo de osteoporosis. Por tanto un T-score de -2.3 no sería osteoporosis, pero un T-score de -2.7 sí sería osteoporosis.

Desde luego pocas personas de 30 años tienen una densidad ósea más de 2.5 desviaciones estándar por debajo de la media. Pero muchas personas de 70 años tienen una densidad ósea por debajo de las 2.5 desviaciones estándar respecto al conjunto de datos de las personas de 30 años.

La osteopenia es el nombre que se le da a la situación de tener una baja densidad ósea, pero no tan baja que se pueda considerar osteoporosis. Generalmente se considera osteopenia cuando el T-score está entre -1 y -2.5.

 

T-Score

Significado

-1 ó mayor

Normal

Entre -1 y -2.5

Osteopenia

-2.5 ó menor

Osteoporosis

 

Dependiendo del estado general de salud y de los síntomas, el médico podría medir los niveles en sangre de vitamina D y/o de calcio. Hay también otros biomarcadores asociados a la renovación ósea, y en el futuro podrían ser usados ampliamente en el diagnóstico de la osteoporosis.

 

Ayudas on-line para el diagnóstico

La empresa británica ClinRisk publica una página web que hace una estimación del riesgo de fractura por osteoporosis. Sus algoritmos patentados – que no se explican en la página – toman información del paciente relativa a la edad, consumo de medicamentos y alcohol, el índice de masa corporal, y otros datos. Da como resultado una estimación de fractura ósea en los próximos 10 años.
http://www.qfracture.org/

Esto puede resultar útil e interesante al público, pero no debería sustituir una visita a la consulta del médico.